50 ideas para liberar tu creatividad

Pintando con pincel

La creatividad, como su nombre lo indica, es la capacidad de crear. El proceso creativo conlleva ampliar la mente hacia nuevos horizontes y convertir los conceptos en algo tangible.

Creatividad

Imagen de rawpixel.com vía Unsplash

Para poder crear cualquier cosa necesitamos tener ideas. Pero, ¿de dónde vienen las ideas? No siempre es fácil obtenerlas. Las ideas llegan sin pensarlas, se coleccionan y, mientras mejores ideas tengamos, se nos ocurrirán mejores formas de ponerlas en práctica.

Si nos dejamos influenciar por ellas podemos crear lo que sea, a lo que se le conoce como “inspiración”. Sin embargo, como decía el pintor español Pablo Picasso: “La inspiración existe, pero tiene que encontrarte trabajando”.

La inspiración existe pero tiene que encontrarte trabajando

El truco se encuentra en no dejar todo a la inspiración. Hay que trabajar de manera efectiva y fomentar la creatividad. Para ello, hay que darnos un respiro y reiniciar cada vez que sea necesario. Así, podremos coleccionar todas las ideas posibles y volver a empezar. Cuando ves el mundo de manera creativa, te dejas de preocupar sobre qué “está bien” y qué “está mal” y simplemente aprendes a vivir más feliz.

Si te gustaría inyectar creatividad en tu vida y en tu trabajo, consulta estas 50 ideas para liberar tu creatividad. Puede ser que algunas no sean para ti, pero tómate la libertad de elegir las que te sirvan.

1. Manténte abierto

Mantente abierto

Imagen vía canva.com/es_mx

Debes estar alerta de todo lo que pasa a tu alrededor. Aceptar todas las posibilidades, recibir la información de donde venga y como venga; después decides lo que te sirve para aprender y usarlo de manera positiva.

2. Observa objetos inusuales

Observa objetos inusuales

Imagen vía canva.com/es_mx

Esto te mantendrá activo, pensando en el porqué de ese objeto. Conocer su historia, de dónde viene, a qué te recuerda, para qué sirve y qué harías con él. Puedes imaginar cualquier cosa a la que se parezca mientras ejercitas tu mente.

3. Cuestiona todo

Cuestiona todo

Imagen vía canva.com/es_mx

Estés o no en la escuela, siempre será tu trabajo seguir encontrando el significado a todo lo que te rodea. Hazte preguntas extrañas como: ¿Porque el tenedor, se llama tenedor? Y, ¿quién lo llamó de tal forma? Encuentra una respuesta que te haga sentir satisfecho y luego cuestiónate algo más.

4. Ve a la biblioteca

Ve a la biblioteca

Imagen de Becca Tapert vía Unsplash

Llénate de energía. Contágiate de su olor. Piérdete en los libreros. Lee biografías, historias de amor, de terror, diarios, todo lo que puedas. No se trata de qué libro elijas si no de todo lo que aprendas. Colecciona libros, aunque no los leas inmediatamente.

5. Lee a profundidad

Lee a profundidad

Imagen vía canva.com/es_mx

Sumérgete en los libros, dales un nuevo significado. Llénate de motivación en todos los aspectos. Habla de los protagonistas del libro como si fueran reales, conócelos, vuélvete parte de ellos.

6. Aléjate de la computadora

Aléjate de la computadora

Imagen de Olu Eletu vía Unsplash

Necesitamos movernos, sentir que estamos haciendo algo con nuestro cuerpo, poner a nuestro cuerpo en acción para poder empezar a pensar. La computadora es genial para editar tus ideas pero nunca para generarlas.

7. Escucha música

Escucha música

Imagen vía canva.com/es_mx

Es relajante. Te puede transportar a lugares y tiempos inimaginables. Te da la oportunidad de pensar, representar y entender lo que transmite, recorriendo todo tu cuerpo y explotando las emociones al máximo. La música alimenta tu trabajo.

8. Siempre ten un cuaderno y una pluma

Siempre ten un cuaderno y una pluma

Imagen de Bookblock vía Unsplash

Conviértete en un coleccionista. Acostúmbrate a anotar todos tus pensamientos, copia frases de canciones que te gusten, transcribe conversaciones ajenas, escribe sobre lo que ves a tu alrededor, haz garabatos, lo que quieras.

9. Muestra un poco de tu trabajo

Muestra un poco de tu trabajo

Imagen de Bench Accounting vía Unsplash

Comparte un poco de lo que traes en la cabeza: puede ser un fragmento o un dibujo, no tiene que ser todo tu trabajo. Comparte algo que tenga valor para los demás y, a su vez, te sirva de retroalimentación.

10. Recicla ideas

Recicla ideas

Imagen de rawpixel.com vía Unsplash

Nunca tires a la basura una idea. Si no te gustó para ese proyecto, guárdala, mézclala con otras ideas, mantenla ahí, transfórmala. La utilizarás en algún momento, ya sea como inspiración o como pieza final.

11. Escribe lo que te gusta

Escribe lo que te gusta

Imagen vía canva.com/es_mx

Escribe lo que más te gusta, cuenta la historia que quieras leer, lo que quieras descubrir, lo que quieras hacer. Eventualmente te encontrarás con respuestas a las preguntas que ni siquiera te has hecho.

12. Dibuja

Dibuja

Imagen de Kaizen Nguyễn vía Unsplash

Dibuja todas las formas que se te ocurran, del tema que sea, con los colores que tú quieras, en donde tú quieras. Te llenarás de ideas y descubrirás cosas que no sabías que podías hacer.

13. Mira por la ventana

Mira por la ventana

Imagen vía canva.com/es_mx

Hazlo para pasar el rato. Traspasa tu zona de confort, haz que suceda la magia. Convierte algo banal en algo interesante, descubre lo que hay del otro lado del cristal.

14. Pasea por la ciudad

Pasea por la ciudad

Imagen de Jezael Melgoza vía Unsplash

Si estás bloqueado, toma una larga caminata, conoce las calles, respira aire fresco, despeja tu mente, observa tu entorno, busca inspiración en todos los colores y las formas de la ciudad.

15. Visita un lugar que no conozcas

Visita un lugar que no conozcas

Imagen vía canva.com/es_mx

El lugar que visitemos tendrá mucho impacto sobre lo que creamos. Salir de tu zona de confort ocasiona una buena sensación, provocando ideas y diferentes formas de ver tu entorno. Visita un lugar que no conozcas al menos una vez al mes.

16. Viaja

Viaja

Imagen de Steven Lewis vía Unsplash

Necesitas pasar tu tiempo en otros lugares, con gente que actúa y hace cosas diferentes, que va a otros lugares. Hacer que el mundo sea nuevo, empezar desde cero. Adentrarnos en una cultura diferente no solo sirve para conocer otro país, sino que nos reinicia.

17. Visita un museo

Visita un museo

Imagen de Jimena Ortiz

Tienes la oportunidad de admirar cosas de otra época, conocer su historia y porqué forman parte de algo tan especial. Puedes estar en silencio durante horas, tratando de descifrar su presencia en ese lugar. Te contagia y entonces empieza la magia.

18. Disfruta de la naturaleza

Disfruta de la naturaleza

Imagen vía canva.com/es_mx

Observa todo lo que la naturaleza tiene que ofrecerte; tamaños, colores, sabores, aromas, sonidos, figuras, laberintos, texturas. Explora todo lo que hay a tu alrededor y descubre tus sentidos.

19. Toma fotografías

Toma fotografías

Imagen vía canva.com/es_mx

Colecciona imágenes. Encuentra lo especial que hay en los pequeños detalles, saca todas las fotos que puedas, de todo lo que te guste, no importa si es una mancha en la pared, dale significado.

20. Ve fotos viejas

Ve fotos viejas

Imagen vía canva.com/es_mx

Céntrate en la época, piensa en lo que estaba pasando, haz una historia sobre ellas, viaja a través del tiempo, llénalas de significado, recuerda, repasa la historia una y otra vez. Repite.

21. Escribe una bitácora

Escribe una bitácora

Imagen vía canva.com/es_mx

Documenta todo lo que hagas. En qué proyecto trabajaste, dónde comiste, qué película viste, qué música escuchaste. Los pequeños detalles te ayudarán a recordar todo lo que hiciste y siempre podrás regresar a ellos en caso de necesitar inspiración.

22. Ten un calendario

Ten un calendario

Imagen de STIL vía Unsplash

Un calendario te ayuda a planear tu trabajo y ponerte metas a corto y largo plazo. Cada día después de trabajar en tu proyecto marca el calendario, te sentirás satisfecho de ver el proceso, sabiendo que tu meta está más cerca. Motívate.

23. Encuentra gente con quien compartas gustos

Encuentra gente con quien compartas gustos

Imagen de Alexis Brown vía Unsplash

Hay un mundo de gente con quien puedes conectarte que comparte tus gustos. Intercambia ideas, conversa, di lo que piensas, escucha. Y si no hay gente así a tu alrededor, recuerda que el internet está al alcance de todos.

24. Conoce nuevas personas

Conoce nuevas personas

Imagen de Seemi Samuel vía Unsplash

Descubre cosas en los demás. Conoce sus gustos, sus cualidades, intereses. Pasa tiempo con esa persona. Haz nuevos amigos. Asómbrate.

25. Rodéate de gente interesante

Rodéate de gente interesante

Imagen de Climate KIC vía Unsplash

Eres tan bueno como la gente que tienes a tu alrededor. Pon atención a las cosas de las que hablan, lo que hacen, lo que les gusta. Conócelos. Aprende de ellos. Rodéate de gente que te inspire, y no es necesario que sea de tu campo de estudio.

26. Haz el ridículo

Haz el ridículo

Imagen vía canva.com/es_mx

El truco está en que no te dé pena intentarlo. Diviértete. Haz cosas que normalmente no harías, ríete de ti mismo. Haz lo que quieras hacer, no importa qué tan complicado parezca. Hazlo.

27. Busca figuras en las cosas

Busca figuras en las cosas

Imagen vía canva.com/es_mx

Imagina. Construye figuras, paisajes, patrones de todo lo que te rodea. Descubrirás que tienen formas muy curiosas y te sorprenderás de tu capacidad de imaginar. De crear un mundo aparte con tan solo una pizca de ingenio.

28. Come un sándwich

Come un sándwich

Imagen vía canva.com/es_mx

La comida es fundamental, piensa en una buena presentación, haz que se vea más apetitosa. La comida debe ser buena. Disfrútala. Deja que te alimente creativa y literalmente. Barriga llena, corazón contento.

29. Haz algo que te apasione

Haz algo que te apasione

Imagen vía canva.com/es_mx

Quédate con todo lo que te apasiona, invierte tiempo en ello, mejora, descubre tus nuevas capacidades. No trates de ganar dinero o ser famoso por hacerlo, hazlo porque te gusta, hazlo para ti. Te regenera.

30. Investiga

Investiga

Imagen vía canva.com/es_mx

Investiga TODO. Todo lo que te venga a la mente, tus sueños, tus ideas, todo. No hagas ninguna pregunta antes de investigar, encontrarás la respuesta o te surgirán más preguntas que puedes investigar después. No sabes hasta dónde puedes llegar.

31. Date tiempo de aburrirte

Date tiempo de aburrirte

Imagen vía canva.com/es_mx

Cuando estás ocupado, no piensas en las posibilidades. La gente creativa necesita tiempo para sentarse a no hacer nada. Piérdete, piensa como niño, abúrrete, nunca sabes qué es lo que puedes crear ni a dónde puedes llegar.

32. Disfruta

Disfruta

Imagen de Priscilla Du Preez vía Unsplash

Disfruta todo. Explora. Disfruta de todo lo que hay a tu alrededor, disfruta una caminata, el pasto, tu postre favorito, los colores, las nubes, el silencio, todo lo que te llame la atención. Siente.

33. Haz deporte

Haz deporte

Imagen de Bruno Nascimento vía Unsplash

Ejercítate. Elige un deporte que te apasione, estúdialo, posiciónate, juega como si fuera el último partido, da lo mejor de ti. Perfecciónate. Juega con el alma y, sobre todo, diviértete.

34. Discute tus ideas

Discute tus ideas

Imagen de Paul Bence vía Unsplash

No todos los riesgos son malos, comparte tus ideas con tres personas distintas, habla sobre ellas, escucha lo que tengan que decir. Las nuevas perspectivas aportan enfoques distintos. Si crees en tu idea, defiéndela.

35. Contempla algo en grupo

Contempla algo en grupo

Imagen vía canva.com/es_mx

Debes contemplar las cosas que nadie más ve, compartir ideas, intercambiar sensaciones. Cuando compartes ideas sobre una misma cosa, aprendes mucho, pero cuando compartes ideas sobre lo que nadie vio, aprendes más. Cada cabeza es un mundo.

36. Escucha

Escucha

Imagen de Matthew Henry vía Unsplash

Pon atención a todos los sonidos, desde una pequeña gota hasta un trueno. Cada sonido te aporta algo, te transporta, te mueve, te atrapa. Todos los sonidos que existen a nuestro alrededor tienen algo que contar, tu trabajo es descubrir esa historia.

37. Imagina

Imagina

Imagen vía canva.com/es_mx

Piensa cosas imposibles, hazlas realidad. Intenta crear un sonido de la nada, piensa cómo resolver una idea, piensa en una historia sin contar, crea escenarios con los objetos que tienes a tu alrededor. Imagina cosas que no existen. Cree en la magia.

38. Platica

Platica

Imagen de Matheus Ferrero vía Unsplash

Es un distractor infalible. Platica de cosas en común, cosas banales, cosas interesantes, cosas imposibles, haz chistes, contágiate de alegría, conéctate con los demás. Pon en práctica lo aprendido.

39. Sé curioso

Sé curioso

Imagen vía canva.com/es_mx

Debes tener curiosidad por el mundo en que vives. Intenta conocer todas las cosas, persíguelas hasta entenderlas, ve más lejos que nadie. Resuelve tus propios dilemas, encuéntrale un significado a las cosas.

40. Canta

Canta

Imagen vía canva.com/es_mx

Cantar libera endorfinas, lo que te hace inmediatamente feliz. Te libera y alivia la depresión. Al cantar con alguien más, la frecuencia cardiaca se puede sincronizar y, lo mejor, puedes transmitir lo que quieres como tú quieras. Libérate.

41. Aíslate

Aíslate

Imagen de Kinga Cichewicz vía Unsplash

Concéntrate en ti mismo. Conócete, cuídate, disfruta de tus gustos, tu respiración, sumérgete en tus propios pensamientos. Olvídate de todo lo que hay a tu alrededor y trabaja para hacer realidad tus ideas.

42. Duerme

Duerme

Imagen de Elizabeth Lies vía Unsplash

Duerme todo lo que puedas. Relájate. Una mente tranquila y descansada puede crear maravillas de la nada. Descansa. Haz un trabajo de calidad. Vuélvete productivo. El descanso fomenta nuevas conexiones. Reiníciate.

43. Ponte restricciones

Ponte restricciones

Imagen vía canva.com/es_mx

Concéntrate en lo realmente importante. La idea de tener opciones infinitas es demasiado complicada y algunas veces aterradora, las limitaciones significan libertad: pinta un cuadro con un solo color. Haz con menos.

44. Trabaja al revés

Trabaja al revés

Imagen de Soragrit Wongsa vía Unsplash

Haz tu trabajo al revés, comienza por el final, piensa en un mundo de posibilidades. Sin temor a la crítica, podremos sorprendernos de lo que somos capaces de lograr. Actúa más, juzga menos.

45. Juega

Juega

Imagen vía canva.com/es_mx

Descubre cosas nuevas, ten varios proyectos al mismo tiempo, mézclalos, ayúdate de uno para terminar el otro, pasa el rato. Construye. Sé productivo mientras te diviertes. Haz que suceda la magia.

46. Ahorra para lo que verdaderamente importa

Ahorra para lo que verdaderamente importa

Imagen vía canva.com/es_mx

Aprende todo lo que necesites saber sobre el dinero. Vive dentro de tus posibilidades, cuida tu dinero, ahorra lo más que puedas. Aprende a decirle que no a cosas que no necesitas. Por otro lado, invierte tu dinero en educación, en conocer nuevos mundos, en algo que te nutra de adentro hacia afuera.

47. Haz manualidades

Haz manualidades

Imagen de Alex Jones vía Unsplash

Haz lo que se te ocurra con el material que tengas en casa. Corta, pega, construye. Haz un collage, pega post-its, teje, inventa un sombrero, recicla. Todo lo que hagas con las manos te da armas para seguir creando. Piensa en todas las posibilidades.

48. Elige tu peor idea

Elige tu peor idea

Imagen vía canva.com/es_mx

Primero supera las colinas y después las montañas. Piensa en la peor idea que se te haya ocurrido e intenta mejorarla. Puede que hasta sea de las mejores para el espectador. Todo depende del cristal con que se mire.

49. Sé positivo

Sé positivo

Imagen vía canva.com/es_mx

No permitas que las críticas terminen con tu idea. La vida está llena de desaliento y rechazo, a veces pensamos que estamos perdiendo el tiempo y queremos renunciar. Motívate. Inténtalo.

50. Busca la mejor compañía

Ten la mejor compañía

Imagen de Alisa Anton vía Unsplash

Las relaciones interpersonales son las más difíciles, quédate con esa persona que te inspire, esa persona que te acompañe en los momentos especiales, en los negocios, en la diversión. Una buena pareja te mantiene con los pies en la tierra. Es divertido.

Ahora ya sabes que la creatividad es para todos. No dejes de experimentar, de probar, de generar ideas nuevas, por muy extrañas que estas parezcan. Intenta desarrollar ese pensamiento. La creatividad no es solo aquello que llega, es algo que decidimos explotar.

Si quieres empezar a liberar tu creatividad, puedes empezar tomando una fotografía, edítala en nuestro editor de fotografías para lograr efectos increíbles, compártela con tus amigos y déjanos un comentario sobre lo que aprendiste.

Haz cosas para la gente que quieres y para la gente que quieres conocer. Explora, crea, siéntete libre y, sobre todo, nunca dejes de aprender. ¡Inspírate!

La mejor herramienta para crear diseños increíbles