Diseñador gratuito de videos explicativos

Algunas cosas no necesitan explicación. Para todo lo demás, existen los videos explicativos. En los últimos años, estos clips breves se volvieron muy populares, porque la gente pasa más tiempo investigando en línea. Los videos explicativos te sirven para contarles a tus clientes de qué se trata tu producto o servicio y también para enseñarles algún tema en particular. Con la ayuda del diseñador de videos explicativos de Canva, podés crear tu propio video en un abrir y cerrar de ojos.

Cómo crear videos explicativos

Explicá los temas más complicados de la forma más fácil

Los videos explicativos deberían ser simples. Cuanto más fáciles sean de entender, mejor. Sin embargo, ser simple no es tan fácil como parece, así que las plantillas de Canva te pueden dar una mano. Usalas como guía para contar tu propia historia y personalizalas con tu mensaje y tus grabaciones. Si no tenés tus propias grabaciones, Canva te ofrece millones de videos, imágenes y otros tipos de elementos gratuitos. Más fácil, ¡imposible!

Cómo crear un video explicativo

  1. Elegí una plantilla para tu video explicativo

    Iniciá sesión en tu cuenta de Canva y elegí la plantilla gratuita para videos explicativos que mejor se adapte a lo que necesitás. Podés adaptar el diseño para que tenga la duración que necesitás.

  2. Personalizá tu video explicativo

    Usá las imágenes, los videos y los elementos gratuitos de Canva o subí tu propio material. Con la herramienta de arrastrar y soltar, podés personalizar muchos aspectos de tu diseño, como los colores o el tamaño de la imagen (para hacerlo amigable y personal, en especial, cuando se trata de un producto).

  3. Agregá texto y leyendas

    Agregá instrucciones o consejos útiles para que la audiencia los recuerde. Cada mensaje debería tener entre tres y cinco palabras y estar visible en pantalla por varios segundos, para que se pueda leer bien.

  4. Agregá música, doblaje o animaciones

    La biblioteca de música gratuita de Canva te permite agregar cualquier pista sin problemas y, si te animás, también podés usar tus propios doblajes. Además, con un solo clic, podés animar tus imágenes o tu texto para que tu diseño se vea profesional.

  5. Descargá tu video y compartilo

    Una vez que estés feliz con el resultado, podés descargar tu video con tan solo un clic. ¿Te damos un consejo? Primero, mostrales el video a tus amigos o colegas para tener una segunda o tercera opinión de tu video. Cuando esté listo, subilo a tu sitio web, a tu plataforma de video o a tus redes sociales.

Creá tu video explicativo

Videos explicativos en un abrir y cerrar de ojos

No necesitás experiencia en producción para crear videos explicativos fantásticos. Lo único que necesitás es tener bien en claro qué tema querés tratar y poner en práctica tu creatividad. El resto es trabajo para Canva. Nuestro equipo de diseñadores de video creó una colección de plantillas para que pongas en marcha tu proyecto. Solo tenés que elegir la plantilla que mejor se adapte a tu idea y usar la herramienta de arrastrar y soltar en el editor de video de Canva para editar las grabaciones, agregar audio y texto, modificar los colores y más. Con unos pocos clics, podés retocar hasta los últimos detalles para crear un video explicativo que refleje tu marca o tu proyecto.

Expandí tu estrategia de marketing sin romper el presupuesto

Un video explicativo bien hecho puede hacer maravillas: no solo te ayuda a dar a conocer tu marca, tu producto o tu servicio, sino que también permite que el público entienda fácilmente tu mensaje y confíe en vos. Para eso, podés crear videos explicativos para complementar tu estrategia de marca. Incluilos en tus presentaciones de ventas, en tu sitio web y en tus páginas oficiales en redes sociales o incluso envialos por correo electrónico. Lo mejor es que, gracias a Canva, no tenés que gastar demasiado dinero o tiempo para crear tu video.

Vamos paso a paso

Si no sabés por dónde empezar, podés explicarle tu producto o servicio a un amigo, porque tu video explicativo debería tener justo ese tono. Si te ayuda, creá una lista de pasos que puedas usar como marcadores de capítulo en tu video. Hasta podés diseñar un fotograma que indique que empieza un nuevo capítulo.

Explicale a tu audiencia qué hacer después

No te olvides de terminar tu video con un llamado a la acción o instrucciones claras. Podés pedirles a tus espectadores que miren otro video, que se suscriban a tu canal o que visiten tu sitio web. Si querés que compren algo, no te olvides de incluir un enlace a tu sitio de comercio electrónico.

Preguntas frecuentes

Con Canva, ¡es gratis! Solo tenés que seleccionar la plantilla para videos explicativos que te guste y personalizarla. También te ofrecemos millones de imágenes, videos y otros elementos gratuitos. Con nuestras plantillas diseñadas por profesionales, podés agregar fotos o videos del producto que hayas tomado vos y asegurarte de que tu video se vea absolutamente increíble. Ahora bien, si necesitás fotos o videos profesionales, el costo corre por tu cuenta.

Empezá con una oración sobre lo que estás a punto de explicar, por ejemplo, “Hoy, les voy a mostrar cómo pelar una banana”. Después, imaginá que le estás presentando tu producto o servicio a alguien que conocés y que no sabe absolutamente nada al respecto. Si te sirve, podés escribir una lista paso a paso con la información que querés comunicar y usarlos como pequeños capítulos para tu video. Lo más importante es que tu video no sea demasiado largo, porque no querés que tu audiencia se aburra. Además, si usás texto, intentá que tu mensaje tenga entre tres y cinco palabras por escena.

Cuanto más sabés sobre algo, más probable es que quieras invertir en eso. Si un cliente potencial está investigando tu producto (o el de la competencia), hay más chances de que le compre a alguien que conoce, que entiende y en quien confía. Un video explicativo puede ayudar a que te conozcan, te entiendan y confíen en vos y puede ser más efectivo que un video publicitario.

Más diseños